IberoDocs 2017 – La mirada de Salamanca: clase magistral con Ricardo Íscar

La cuarta edición de IberoDocs, el primer festival documental iberoamericano en Escocia centrado en películas de directores españoles, portugueses y latinoamericanos, vuelve a Edimburgo entre el 10 y el 14 de Mayo. En esta nueva edición, el certamen, en colaboración con el Instituto de Cine Documental de Escocia,  tiene el placer de contar con una clase magistral del maestro de la observación Ricardo Íscar, el 12 de Mayo en el College of Art de Edimburgo. El director enseñará a los asistentes los entresijos que encierra el arte de las narración mediante el plano fijo. La capital de Escocia será observada como nunca lo ha sido antes bajo una mirada irrepetible: la mirada charra.

Marcos Gabarri (Iberodocs)

Enero de 1961. El hielo volvía a cubrir de blanco la gélida capital del Tormes. Un llanto rompió el silencio. Lo llamaron Ricardo. Salamanca acababa de presenciar su llegada al mundo, sin involucrarse, como él haría años después en sus piezas documentales. Sin quererlo, la ciudad lo convirtió en un mensajero, contaminando con la marca del viajero mediante su pasividad provinciana. Porque Salamanca observa, en silencio, sin apenas inmutarse, el devenir de sus gentes. Cuna eterna, tumba ocasional, parece condenada a esparcir su semilla por el mundo mientras pierde habitantes año tras año.

El director de cine español Ricardo Íscar.

Ricardo Íscar, de manera inconsciente, adoptó las oscuras artes de su patria y las practica con maestría. Su nombre es sinónimo de observación, de imágenes y sonidos que se entrelazan configurando diferentes significados. Es documental en su estado más puro, tejiendo celuloide de manera artesanal. El modo observacional de Bill Nichols está tatuado en el pecho de Íscar y consigue grabarlo a fuego en su filmografía. Sus obras son capaces de registrar la realidad de una manera directa, espontánea, sin intervención. Con un sello único, con la mirada charra.

Muchas cosas han pasado desde que terminara sus estudios de Imagen en la Universidad Complutense de Madrid, a finales de los ochenta. Por aquel entonces, Íscar lo volvió hacer, al igual que aquella vez en la que dejó la capital salmantina para ir a la gran ciudad. Una vez más, empaquetó sus veintiséis años en una maleta para lanzarse a la aventura en una Berlín que sufría los últimos coletazos de la Guerra Fría. Allí se especializó en dirección cinematográfica, estando conectado durante diez años con la Academia de cine y televisión de Berlín. Desde 1998, con ‘Baüme’, Íscar desempeña su labor como mensajero de realidades ocultas que, como la salmantina, se encuentran en una especie de estado latente, esperando a ser descubiertas. Ricardo es el intermediario, portador de ventanas a las que el espectador puede asomarse sin ser visto, sacando sus propias conclusiones. Sus documentales hablan de la cotidianidad lejana, de vidas y pasiones.

Su labor no ha pasado en balde. Ha sido reconocida por una larga retahíla de festivales internacionales y, desde hace casi dos décadas, compagina su labor documentalista con su trabajo de docente en la Universidad Pompeu Fabra en diferentes disciplinas cinematográficas. Ha sido jurado en el Festival de Cine Español de Málaga, en la sección de Nuevas Miradas del Festival de Nyón y en el Festival Internacional de Cortometrajes y Animación de Dresden. Además, ha coordinado diversos talleres de producción en Cataluña y Uruguay, mientras que su trabajo ha sido galardonado en festivales de renombre como el de Málaga, Kiev o Berlín. También ha colaborado en fotografía, sonido y montaje en proyectos de otros directores y, entre su extensa filmografía, destacan excelentes piezas documentales como ‘A la orilla del río’, ‘Badu. Historias del desierto del Negev’, ‘La Punta del Moral’, ‘El cerco’, ‘Tierra negra’, o ‘El foso’.

Tres mujeres de Salamanca vestidas con el traje típico.

Precisamente, en la primera edición de IberoDocs, su obra ‘El foso’ encandiló a los espectadores de la céntrica Filmhouse. La historia sobre los músicos que tocan en la Orquesta de la Ópera del Gran Teatre del Liceu de Barcelona dejó boquiabiertos a los espectadores. Fue el inicio de algo grande. Edimburgo se quedó ansioso por sumergir su mirada, una vez más, en los lienzos móviles de Ricardo. Y nosotros, afortunadamente, tenemos la oportunidad de saciar ese apetito.

Así pues, la cuarta edición de IberoDocs tiene el placer de contar una masterclass de este maestro de la observación, dispuesto a desvelar su secreto, a descubrir los entresijos que encierra el arte de las narración mediante el plano fijo. Estará esperando allí, en el College of art, observando la centenaria capital de Escocia con esa mirada irrepetible: la mirada charra.

Tras la clase, la Filmhouse volverá a ser testigo de la firma de Íscar. Será allí, como hace cuatro años, donde se llevará a cabo una proyección de varias de sus obras, en la que los asistentes tendrán la oportunidad de resolver todas sus dudas ante el propio Ricardo. Edimburgo y el documental iberoamericano se darán la mano como nunca antes.

Ayuda a los 24 voluntarios que hacen posible IberoDocs en su misión mission de promocionar la cultural iberoamericana en Escocia a través de historias reales en forma de documentales, apoyando su campaña de crowdfunding.

Este artículo fue publicado originalmente en la página web de Iberodocs.

Foto de cabecera:  La ciudad de Salamanca cubierta por una gruesa capa de nieve

Autor: Noelia Martinez

Periodista con especialidad en estudios africanos y gran experiencia en interculturalidad (Escocia, Filipinas, estudios africanos, España). Emprendedora autónoma, fundadora de Not Just Words, empresa proveedora de servicios de traducción (ING>ESP), comunicación y redacción de contenido. Twitter @peli_1982 o Linkedin.

Specialised journalist in African Studies with great experience in intercultural issues (Scotland, Philippines, African Studies, Spain). Self-employed entrepreneur trading as Not Just Words providing translation (EN>SP) communication and content writing services. Twitter @peli_1982 or Linkedin.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *